Periodista Alicia Mexico

Matan otra reportera Alicia Díaz González en México: ya son 5 los periodistas asesinados en 2018 en el país


MEXICO.-La periodista mexicana Alicia Díaz González, de 52 años, fue encontrada muerta este jueves en su domicilio en un fraccionamiento residencial de la ciudad de Monterrey, Nuevo León.

Díaz González, que era colaboradora del diario nacional El Financiero, fue encontrada por su hijo, Eduardo Andrés de 20 años, quien declaró a las autoridades que localizó el cuerpo de su madre boca abajo con manchas de sangre.

De acuerdo con las primeras investigaciones, el robo está descartado pues en el domicilio de la periodista no faltaba ningún objeto.

El 16 de mayo fue asesinado en el estado de Tabasco el también periodista Juan Carlos Huerta quien fue acribillado a tiros afuera de su casa.

Díaz González es la quinta periodista asesinada este año en México, considerado el país más peligroso de la región para ejercer el periodismo.

 MÁS SOBRE ESTE TEMA:

El abogado del periodista mexicano Emilio Gutiérrez Soto, que ha estado en un centro de detención en El Paso, Texas desde diciembre de 2017, dice que tiene nuevas pruebas para convencer al Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE) de otorgar asilo al periodista.

La Junta de Apelaciones de Inmigración de EE. UU. (BIA) ordenó una nueva audiencia de solicitud de asilo para Gutiérrez Soto diez años después de haberse entregado por primera vez a las autoridades de inmigración en la frontera de EE. UU.-México. En un documento fechado el 15 de mayo, la BIA dictaminó que un juez necesita considerar “evidencia adicional”. Mientras espera una nueva audiencia, no puede ser deportado.

Gutiérrez Soto y su hijo Óscar, de 24 años, fueron detenidos por agentes de ICE en diciembre de 2017 y llevados a la estación de la Patrulla Fronteriza en la frontera para ser deportados. La deportación no ocurrió debido a una solicitud de estadía de emergencia. Cinco meses antes, en julio de 2017, un juez de inmigración había denegado su petición de asilo.

El periodista apeló la decisión del juez en noviembre de 2017, pero la apelación fue denegada porque fue “presentada extemporáneamente”. El 22 de diciembre, la BIA acordó reconsiderar el caso.

Gutiérrez Soto es originario de Chihuahua, México, y se convirtió en autoridades en la frontera de Estados Unidos y México en junio de 2008. Allí expresó sus intenciones de solicitar asilo. Dijo que le habían dicho que el ejército mexicano planeaba matarlo debido a que informaba sobre supuestos abusos contra civiles por parte de miembros del ejército.

Peligro para periodistas

La nueva evidencia del caso del periodista incluye una carta del Departamento de Estado de EE. UU. que explica que México es el segundo país más peligroso para periodistas, después de Siria, así como docenas de informes recientes sobre los peligros que enfrentan los periodistas en México. También tienen una encuesta de las Naciones Unidas que apunta a la impunidad en los asesinatos de reporteros mexicanos, dijo el National Press Club.

Sin embargo, el abogado dijo que algunos funcionarios del gobierno mexicano le han dicho en privado que si Gutiérrez Soto regresa a su país, lo más probable es que lo maten incluso si tiene guardaespaldas.

Más de 155 páginas de artículos que Gutiérrez Soto escribió también son parte de la evidencia y muestran el tipo de trabajo periodístico que realizó en Chihuahua.

El National Press Club y más de otras 15 organizaciones de periodismo presentaron un escrito de amistad ante la BIA para respaldar el caso de Gutiérrez-Soto en marzo pasado. Por otra parte, la Clínica Internacional de Derechos Humanos de la Facultad de Derecho de la Universidad Rutgers presentó un recurso de hábeas corpus para su liberación y se le unieron otras veinte organizaciones profesionales de periodismo que respaldan el recurso como amigos de la corte.

Déjanos tu comentario

Un comentario

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: