Anuncios
Militar Guatemala
Cuatro militares retirados de Guatemala fueron arrestados el viernes vinculados a un posible fraude por más de 3 millones de dólares en la fábrica del ejército entre 2008 y 2011, informó la Fiscalía y una misión antimafias de la ONU.

Guatemala arresta a oficiales militares por corrupción

GUATEMALA.-Al menos cuatro militares retirados fueron arrestados ayer en este país por su supuesta implicación en el caso de corrupción “Industria Militar”, que investiga una presunta malversación de unos 3.2 millones de dólares públicos.

Los cuatro detenidos fueron identificados como los militares en situación de retiro José Alfredo Cotzojay Chacón, Byron Manuel Santos Galindo, Rolando Enríquez Hernández González y Jorge Arturo Vega Chávez, mientras que está prófugo Carlos Geovani Mejía Girón, actualmente agregado militar en Brasil.

El portavoz del Ministerio guatemalteco de Defensa, Óscar Pérez, indicó que Cotzojay fue coronel en el Ejército hasta junio de 2016, cuando se dio de baja tras 33 años de servicio, mientras que Santos Galindo, también coronel, y Hernández González, mayor de reservas, causaron baja en junio de 2012 y en octubre de 2003, respectivamente, a petición propia.

La Fiscalía y la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG) indicaron en un comunicado, que los cinco integraron un grupo criminal en el que Hernández González, ahora asesor de procesos de Seguridad en la Gerencia de Seguridad Integral de Puerto Quetzal, fue contratado por los otros como representante de ventas de la Industria Militar.

Esta es una dependencia del Ministerio de Defensa, creada en 1992, que fabrica, confecciona y distribuye todo tipo de artículos comprendidos dentro de las diferentes clases de abastecimiento militar y no militar para el Ejército de Guatemala, y para entidades públicas, cuando hay licitaciones públicas.

Según la investigación, entre 2008 y 2011, el “representante de ventas” Hernández González, contratado para el puesto sin tener las capacidades, la experiencia y el conocimiento, recibió 23.4 millones de quetzales (casi 3.2 millones de dólares), una cantidad proveniente de “ganancias por comisiones” establecidas en ventas de la Industria Militar, que “estuvieron plagadas de irregularidades”.

Esta cantidad de dinero fue pagada mediante “varios cheques” de la dependencia del Ministerio de Defensa en su gran mayoría, aunque hay otras entidades del Estado, como la Policía Nacional Civil, el Consejo Nacional de Áreas Protegidas y la Secretaría de Asuntos Administrativos de Seguridad.

En la emisión y autorización de los cheques participaron Mejía Girón y Santos Galindo, en su calidad de jefes del Departamento Financiero de la Industria Militar, quienes en conjunto con los otros señalados cometieron “varias conductas ilícitas para sustraer dicha cantidad de dinero del erario de la institución castrense”.

Los sospechosos están sumando más de tres millones a través de ventas anómalas y adjudicación de contratos militares.

Los involucrados podrían enfrentar cargos de crímenes como malversación de fondos, asociación ilícita y soborno.

 EFE

Déjanos tu comentario
Anuncios
Compartir

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: