Anuncios
Salvador Presidente Tony Saca

A la cárcel expresidente de El Salvador por corrupto

SAN SALVADOR (AP).-Un tribunal de justicia de El Salvador condenó ayer a diez años de prisión al expresidente Tony Saca, procesado por desviar más de $300 millones de las arcas del Estado para favorecer a sus empresas y a terceros, informó la Fiscalía General de la República.

Saca de 53 años y reconocido experiodista deportivo, se convierte así en el primer expresidente salvadoreño condenado por corrupción

Fiscalía pide que Saca reintegre al estado los millones

[DC] Fiscalía pide que Saca reintegre al estado los millones

El expresidente es acusado de malversar 300 millones de dólares (Publicado hace 3 minutos)

Saca, tres de sus exfuncionarios más cercanos y tres exempleados de la Casa Presidencia, fueron juzgados por formar parte de la red de corrupción que él habría diseñado.

El exmandatario y cinco de sus viejos colaboradores se declararon culpables durante el juicio para obtener una condena menor, mientras que otro se dijo inocente y decidió someterse al juicio ordinario.

Elmer Charlaix, exsecretario privado; César Funes, exsecretario de Juventud; y Julio Rank, exsecretario de Comunicaciones, aceptaron su culpabilidad.

El exmandatario y Charlaix fueron procesados por los delitos de peculado y casos especiales de lavado de dinero, por los que podrían haber recibido hasta 30 años de prisión.

Sin embargo, con el acuerdo logrado con la fiscalía lograron una pena de diez años, cinco por peculado y cinco por lavado de dinero. Funes y Rank recibieron cinco años de cárcel por lavado.

Francisco Rodríguez Arteaga, jefe de la unidad financiera de la Casa Presidencial, recibió una pena de tres años por el delito de peculado y por lavado de dinero y activos otros tres años, mientras que Jorge Alberto Herrera, tesorero de la misma, fue condenado a tres años de prisión por peculado.

Pablo Gomez, contador del exsecretario privado de la Presidencia, acusado también de lavado de dinero y peculado, no aceptó declararse culpable ni negoció con la fiscalía, por lo que decidió someterse al juicio ordinario. Aún no se conoce su sentencia.

El expresidente también enfrenta un juicio civil por enriquecimiento ilícito. La fiscalía lo acusa de incrementar su patrimonio en $3.9 millones cuando fungió como mandatario, mientras que su esposa Ana Ligia Mixco enfrenta una denuncia por no justificar el origen de más de $589,000.

Además está siendo procesado por presuntamente haber sobornado a una empleada judicial, quien supuestamente filtraba información de los juicios en su contra.

Saca, que gobernó el país de 2004 a 2009, fue detenido el 30 de octubre de 2016 y es el tercer exmandatario salvadoreño en ser procesado judicialmente por enriquecimiento ilícito o por desvío de recursos públicos durante su mandato. Los otros son Francisco Flores (1999-2004), quien murió de un derrame cerebral mientras estaba en arraigo familiar, y Mauricio Funes (2009-2014), el cual está asilado en Nicaragua.

Déjanos tu comentario
Anuncios
Compartir

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: