Odebrecht

Odebrecht, aunque le quemen el hocico


EDITORIAL PERIODICO EL DIA.

Odebrecht actuó en el proyecto Punta Catalina como lo hizo siempre: licitar a un precio y terminar a un precio mucho mayor.

No bastó el monumental escándalo de corrupción que desató al comprobar sus prácticas corruptas, con sobornos incluidos, en doce países incluyendo República Dominicana. No importó que le quemaran el hocico, Odebrecht se quedó huevera.

El consorcio que encabeza Odebrecht y el Gobierno ya “consensuaron” que la construcción de esa planta tiene un sobrecosto de 332 millones de dólares.

Lo que ahora está en discusión en un tribunal arbitral es quién asumirá esa astronómica suma, que pudiera terminar siendo mayor.

Puntacatalinaadentro 2c405cea1051e045b5af347e336a5929 1200x600

El Gobierno dominicano ha reiterado que no pretende pagar más de los 1,945 millones de dólares contratados para la construcción del complejo energético, pero el caso fue llevado por el monstruo brasileño a una corte arbitral en New York, reclamando un sobrecosto de 708 millones de dólares (adicional a los 1,945 millones contratados).

El Gobierno ha puesto sobre la mesa 332 millones de dólares adicionales para terminar el proyecto, con la promesa de que si logra ganancia de causa en la corte arbitral Odebrecht se lo reembolsará.

La Comisión que investigó la adjudicación de Punta Catalina dictaminó que 1,945 millones de dólares era un precio que bordeaba los estándares internacionales y ahí debió mantenerse.

El esquema de Odebrecht en este proyecto ha sido similar al que tuvo durante aquellos tiempos que la empresa dice haber superado.

Y pensar que esa empresa aun tiene vigentes otros contratos en República Dominicana.

Déjanos tu comentario

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: