Vocera Casa 4
La secretaria de prensa de la Casa Blanca, Sarah Huckabee Sanders, durante la conferencia de prensa regular en la mansión ejecutiva, el lunes 23 de julio de 2018. AP

Trump sigue en el ojo del huracán luego que su exjefe de campaña se declara culpable, pero la Casa Blanca dice presidente no hizo nada malo


La Casa Blanca dice que el presidente Donald Trump «no hizo nada malo», un día después de que su ex abogado Michael Cohen dijera que Trump le había ordenado hacer pagos de dinero a dos mujeres con el expreso propósito de «influir en las elecciones».

La vocera de la Casa Blanca, Sarah Huckabee Sanders, dijo a los periodistas que el presidente «no ha hecho nada malo» y enfatizó que: «No hay cargos contra él».

Sanders también calificó como «una acusación ridícula» sugerir que el presidente mintió cuando dijo que no sabía sobre los pagos en el momento en que se hicieron.

El martes, Cohen se declaró culpable de varios cargos, incluidas violaciones a la ley de financiamiento de campañas.

Preguntada si el presidente está preocupado por lo que Cohen podría decir al fiscal especial que investiga la injerencia de Rusia en las elecciones de 2016, respondió: «No creo que al presidente le preocupe en absoluto».

Sanders, dijo también que «no está al tanto» de las conversaciones sobre un posible perdón presidencial para Paul Manafort.

Manafort, exjefe de campaña del presidente Donald Trump, fue declarado culpable el martes en una corte federal de ocho delitos financieros derivados de su trabajo antes de unirse a la campaña de Trump en 2016.

El jurado se estancó en otros 10 cargos contra Manafort. Trump tuiteó el miércoles sobre su respeto por Manafort y lo llamó un «hombre valiente» por elegir ir a juicio en lugar de cooperar con los fiscales. Trump también ha llamado «triste» la situación de Manafort.

En estas fotos de archivo de 2018, Paul Manafort deja la corte federal en Washington, a la izquierda, y el abogado Michael Cohen deja la corte federal en Nueva York.

estas fotos de archivo de 2018, Paul Manafort deja la corte federal en Washington, a la izquierda, y el abogado Michael Cohen deja la corte federal en Nueva York.

En una entrevista en la cadena Fox, el presidente Donald Trump defendió los pagos de dinero que hizo su exabogado Michael Cohen a dos mujeres, insistiendo, contrariamente a la declaración de culpabilidad de Cohen, que el esfuerzo no fue «ni siquiera una violación de la campaña».

Trump dijo el jueves a la presentadora Ainsley Earhardt, de «Fox & Friends», que los pagos «no salieron de la campaña, y eso es grande». Erróneamente el presidente afirmó que si el dinero hubiese provenido de la campaña, «eso podría ser un poco arriesgado», pero como «proviene de mí», «ni siquiera es una violación de la campaña».

Las corporaciones no pueden contribuir a las campañas y el dinero destinado a influir en una elección debe ser informado.

El presidente Donald Trump está tratando de restar importancia a la declaración de culpabilidad de Michael Cohen sobre las violaciones al financiamiento de campaña, sugiriendo que su admisión de delitos federales era similar a un mal mantenimiento de registros.

El miércoles Trump tuiteó que Cohen «se declaró culpable de dos cargos de violaciones al financiamiento de campaña que no son un delito». ¡El presidente Obama tuvo una gran violación de las finanzas de campaña y se resolvió fácilmente!».

Trump parecía estarse refiriendo a que la campaña electoral de Obama recibió una multa de $ 375,000 por parte de la Comisión Federal Electoral por informar violaciones que se derivaron de avisos perdidos por las donaciones recibidas durante los últimos días de la campaña.

El presidente Trump acusó a su exabogado personal Cohen, de inventarse «historias para obtener un «acuerdo» con los fiscales.

Por el contrario,Trump escribió en Twitter que se siente «muy mal» por el ex presidente de campaña Paul Manafort, que fue condenado por delitos financieros. Dijo que en ese caso, «la Justicia» tomó un caso de impuestos de hace 12 años, entre otras cosas, aplicó una presión tremenda sobre él y, a diferencia de Michael Cohen, (Manafort)se negó a «romperse» – inventar historias para obtener un «acuerdo». «¡Qué respeto por un hombre valiente!», escribió el presidente.

Déjanos tu comentario

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: