Schneiderman Anuncia Aucerdo Por $550 Millones Con Industria Del Tabaco

Schneiderman Anuncia Aucerdo Por $550 Millones Con Industria Del Tabaco Que Ademas Asegura Miles De Millones En Compensación Futura Al Estado De Nueva York, Los Condados Y La Ciudad De Nueva York Derivado Del Acuerdo Histórico De 1998  ( Foto: AP )

Schneiderman Anuncia Aucerdo Por $550 Millones Con Industria Del Tabaco Que Ademas Asegura Miles De Millones En Compensación Futura Al Estado De Nueva York, Los Condados Y La Ciudad De Nueva York Derivado Del Acuerdo Histórico De 1998 ( Foto: AP )

NUEVA YORK – El Fiscal General Eric T. Schneiderman anunció hoy un acuerdo de solución que libera el pago de $550 millones pertenecientes a los neoyorquinos que han sido retenidos en una cuenta de depósito en garantía durante una disputa de una década entre el Estado y las grandes empresas tabacaleras. El acuerdo aprovecha la reciente victoria de la Fiscalía General en un arbitraje relacionado para desbloquear estos fondos varados, y abordar de forma permanente serios problemas que han impedido el desembolso de los fondos adeudados a los neoyorquinos tras el acuerdo con la industria del tabaco en1998 (Tobacco Master Settlement Agreement –MSA-), que obliga a las empresas a compensar a los 50 estados y 2 territorios – incluyendo Nueva York – por los costos de la salud pública de las enfermedades relacionadas con el tabaquismo. Aproximadamente la mitad de estos fondos se destinarán al Estado de Nueva York, una cuarta parte a la ciudad de Nueva York, y una cuarta parte a los condados fuera de la ciudad.

“Las grandes tabacaleras deben pagar por el daño que han hecho y siguen infligiendo a las comunidades de todo el estado de Nueva York”, dijo el Fiscal General Schneiderman. “Mi oficina seguirá haciendo rendir cuentas a estas empresas por la carga que sus productos aditivos mortales imponen a los contribuyentes de este estado, y vamos a actuar para garantizar que la gente de Nueva York son compensados por los enormes daños que han sufrido. El anuncio de hoy debió hacerse hace mucho tiempo, pero seguro que será bien recibido por las comunidades y los municipios de nuestro estado”.

“Durante demasiado tiempo, los neoyorquinos han estado pagando el precio por el impacto que el tabaco tiene en la salud humana. En la ciudad de Nueva York, estamos trabajando agresivamente para asegurar que los neoyorquinos saben la verdad acerca de los efectos dañinos del tabaco. Mientras tanto, las grandes empresas tabacaleras han abusado del sistema legal para evitar dar a los neoyorquinos el dinero que se les debe por los costos de salud derivados de fumar cigarrillos. Aplaudo el Fiscal General Schneiderman por enfrentarse a las grandes tabacaleras y hacerles pagar”, dijo el Alcalde Bill de Blasio.

Bajo los procedimientos de solución de controversias del MSA, las compañías de tabaco han podido retener una parte de sus pagos de liquidación anual de aproximadamente $775 millones combinado para el estado de Nueva York, Ciudad de Nueva York, y los condados fuera de la ciudad todos los años desde 2003. Tienen también han podido requerir arbitrajes multianuales de derecho de Nueva York para mantener la parte del pago de cada año individual que no fue retenida. Lo han hecho en base a la teoría de que Nueva York no hizo cumplir diligentemente una ley de control del tabaco específica según lo dispuesto en el MSA.

Este proceso dio lugar a la retención de más de $ 700 millones en dinero de los neoyorquinos desde 2003, y la constante incertidumbre en cuanto a si el pago MSA anual de cualquier año dado se perdería en su totalidad en un arbitraje que podría no tener lugar durante una docena o más de años después de que el pago se hiciera realidad. Hasta un victoria completa de Nueva York en un arbitraje diligente-cumplimiento en relación con el pago de 2003 (un procedimiento que no fue terminada hasta 2013), sólo logró $92 millones en fondos retenidos relacionados con ese solo año, y no proveyó seguridad de que los pagos anuales de Nueva York de cualquiera de los años posteriores sería seguro.

Bajo el nuevo acuerdo de conciliación entre Nueva York y las empresas, el 90% de los fondos previamente retenidos, será liberado, y se harán los pagos futuros de acuerdo con una fórmula establecida, sin retenciones en disputa, ni procedimientos de arbitraje agotadores, y ningún riesgo de que Nueva York va a perder uno o más de la totalidad de sus pagos anuales del MSA después del hecho.

El acuerdo zanja todos los problemas relativos a los pagos anuales pasados bajo el MSA al exigir a las empresas liberar el 90% de los fondos en depósito, o aproximadamente $550 millones. El estado, la ciudad de Nueva York y los condados fuera de la ciudad, recibirán sus porciones de estos fondos tan pronto como el auditor independiente de MSA pueda hacer el pago, que en ningún caso sería a más tardar de abril de 2016. Aproximadamente la mitad se destinará a Estado de Nueva York, una cuarta parte a la ciudad de Nueva York, y una cuarta parte de los condados fuera de la ciudad. También se requirió a las empresas liberar Nueva York cualquier reclamación al balance de pagos anuales para aquellos años, que podrían de otro modo ir a arbitraje con Nueva York de manera continua a lo largo de muchos años.

En cuanto a todos los futuros pagos anuales del MSA, las empresas recibirán un descuento vinculado al total del volumen de venta en el estado de los cigarrillos que se fabrican en reservas indígenas y se venden libres de impuestos en las tiendas en esas reservas a los consumidores de Nueva York. El descuento será de un importe fijo por paquete, pero con un modificador basado en el volumen total. La información de volumen será determinada por un tercero neutral, no apelable. Se espera que en los primeros años de aplicación, el descuento sea de al menos $100 millones, de cada pago anual de alrededor de $775 millones. Se requiere a las empresas liberar a Nueva York de cualquier otra reclamación del saldo de estos pagos futuros, lo que significa que más allá del descuento estipulado, Nueva York no estará en riesgo de perder ninguno de sus futuros pagos anuales como resultado de procedimientos extendidos de arbitraje.

Nueva York anteriormente se negó a un acuerdo, que ahora se conoce como la “hoja de términos”, que otros 22 estados aceptaran en 2012. En virtud de la hoja de términos, Nueva York habría sólo recibido alrededor de la mitad, en lugar de 90%, de las retenciones en depósito. Y no sólo hubiese quedado Nueva York expuesto a la pérdida de la totalidad de los pagos futuros anuales basados en el resultado del arbitraje diligente, la hoja de término también habría requerido al examinar medidas adicionales de aplicación más allá de las exigidas en el MSA.

El Fiscal General se compromete a garantizar que las empresas tabacaleras cumplen con sus obligaciones para con los neoyorquinos bajo el MSA sin demora o incertidumbre. Este acuerdo garantiza el pago puntual y fiable de la indemnización ya prometida, que el estado, los condados y la ciudad de Nueva York están necesitando para compensar el impacto económico de las enfermedades relacionadas con el tabaquismo.

El acuerdo de resolución fue negociado por el Fiscal Adjunto John Oleske de la Oficina de Cumplimiento de Tabaco y la Jefe de la Oficina Dana Biberman, junto con el Fiscal General Ejecutivo Adjunto para la Justicia Social Alvin Bragg y Primer Fiscal de Litigación Afirmativa Janet Sabel.

Deja un comentario
Anuncios
Compartir

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: