Carles Puigdemont durante la emisión del mensaje institucional

Puigdemont no reconoce su cese y llama a “oponerse democráticamente” al 155


El president de la Generalitat, Carles Puigdemont, cesado de su cargo este viernes en aplicación del artículo 155 de la Constitución, no ha reconocido su destitución y ha llamado a los catalanes a realizar una “oposición democrática” al 155, sin concretar las vías para hacerlo.

En una declaración institucional emitida por TV3 y grabada en la delegación del Govern en Girona, Puigdemont ha comparecido frente un atril con el escudo de la Generalitat y ha asegurado que “en una sociedad democrática son los parlamentos los que nombran a los presidentes”, en referencia a su destitución que decretó este viernes el Gobierno.

Se trata de la primera aparición pública de Puigdemont desde que el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, anunció el cese de todo el Govern en la noche de este viernes y elecciones para el 21 de diciembre, horas después de que el Parlament declarara la independencia de Catalunya.

El discurso de Puigdemont había sido anunciado por la oficina de prensa del president como una “declaración institucional del president de la Generalitat de Catalunya, Carles Puigdemont”.

Puigdemont ha hecho sucesivos llamamientos a la calma en un mensaje de a penas tres minutos. Ha pedido a la ciudadanía que mantenga “la única actitud que nos puede hacer ganadores”, esto es, el pacifismo y el civismo. “Sin violencia, sin insultos, de manera inclusiva, respetando personas y símbolos, y también respetando las protestas de los catalanes que no están de acuerdo con lo que ha decidido la mayoría parlamentaria”, ha aseverado.

“Paciencia, perseverancia y perspectiva”, ha recetado Puigdemont a la sociedad, que ha asegurado que la “voluntad” del Govern es “continuar trabajando para cumplir con los mandatos democráticos” y, al mismo tiempo, “buscar la máxima estabilidad y tranquilidad”. “Entendiendo –ha añadido– las dificultades lógicas que comporta una etapa de esta naturaleza”.

Las mayores críticas las ha vertido contra el Gobierno de Rajoy y el 155, que ha considerado “contrario a lo expresado en las urnas” y como la “consumación de una agresión premeditada a la voluntad de los catalanes”.

Mientras tanto, la Fiscalía General del Estado ultima su querella por un delito de rebelión contra los miembros del Govern y a los de la Mesa del Parlament que permitieron la votación de la declaración de independencia. Se presentará previsiblemente este lunes, pese a las dudas sobre que la declaración de independencia ampare una querella por rebelión. (Eldiario.es)

Déjanos tu comentario

A %d blogueros les gusta esto: