Al menos 30 normalistas desaparecen tras enfrentamientos con policías en México


Al menos 30 normalistas han desaparecido en México tras enfrentamientos ocurridos este miércoles entre estudiantes de la Normal de Ayotzinapa y agentes de Policía. El incidente ha dejado también un mínimo 20 heridos y 10 detenidos.

La mayoría de las personas detenidas son dirigentes estudiantiles de la Escuela Normal de Ayotzinapa; uno de ellos es Ernesto Guerrero Cano, el joven sobreviviente de los trágicos hechos ocurridos en Iguala en septiembre de 2014. Según ‘La Jornada’, actualmente Guerrero Cano se encuentra en estado grave a causa de las lesiones infligidas por los agentes.

Los duros enfrentamientos se produjeron después de que estudiantes de la Normal de Ayotzinapa, que se desplazaban en una decena de autobuses, retuvieran un camión cisterna de gas que pretendían llevar hasta una de las instalaciones de la Escuela. La Policía de Guerrero inició la persecución desde el punto conocido como Tierras Prietas, en la ciudad de Chilpancingo, donde se produjo el primer choque. El segundo enfrentamiento tuvo lugar en el camino hacia la ciudad de Tixtla, y el tercero se ocurrió en la caseta de cobro en Tixtla.

Uno de los estudiantes aseguró que muchos de sus compañeros se quedaron en el suelo sangrando, mientras que los policías que los golpearon no permitieron acercarse a las ambulancias. “La Policía cerró el perímetro, no permiten que lleguen los auxilios”, dijo. Se informa que, de momento, se desconoce el paradero de decenas de alumnos. “No sabemos dónde están, y tememos que haya desaparecidos”, explicó.

El 26 de septiembre de 2014, estudiantes de la Escuela Normal Rural trataron de tomar varios autobuses en Iguala para utilizarlos en su protesta cuando un grupo de policías locales y de individuos armados desconocidos abrieron fuego contra ellos. Seis personas fallecieron, 17 resultaron heridas y 43 estudiantes han desaparecido. La desaparición de los 43 estudiantes de la Escuela Normal Rural de Ayotzinapa ha quedado grabada en la memoria colectiva del país como uno de los acontecimientos más violentos de la historia reciente del país. El caso conmocionó a la opinión pública mexicana, desembocando en numerosas y multitudinarias acciones de protesta, algunas de las cuales adoptaron carácter violento.

RT

Déjanos tu comentario

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: