Venezuela Muertos Prision

Cinco policías detenidos por muertes en comisaría de Venezuela


CARACAS.-El fiscal general de Venezuela, Tarek Saab, informó ayer la detención de cinco policías “indiciados de ser responsables” de la muerte el miércoles de 68 personas en un incendio en los calabozos de una comisaría en el estado Carabobo, en el centro del país

“Dictadas ordenes de aprehensión por el @MinpublicoVE contra 5 funcionarios de PoliCarabobo; indiciados de ser responsables de los trágicos hechos que ocasionaron la muerte de 68 ciudadan@s en los calabozos de la Comandancia de dicha policía regional: YA DETENIDOS #JUSTICIA”, publicó Saab en su cuenta de Tyitter.

Indicó que entre los cinco funcionarios se encuentra el subdirector de la Policía de Carabobo, José Luis Rodríguez.

Venezuela

Bajo un intenso sol y un asfixiante hedor que impregnaba todos los alrededores, algunas de las 68 víctimas fatales que dejó el devastador incendio en las celdas de una comisaría fueron enterradas una al lado de otra en medio de la consternación de sus familiares que a tres días de los incidentes siguen esperando la respuesta de las autoridades sobre lo ocurrido.

Imágenes de profundo dolor se repetían de manera incesante a medida que transcurrían las horas e iban llegando poco a poco al cementerio central de la ciudad industrial de Valencia los familiares cargando los modestos féretros de madera.

Los muertos fueron enterrados en una serie de nichos de ladrillos que fueron construidos uno a lado del otro en un área del cementerio. Las tumbas fueron adornadas con sencillas cruces blancas que tenían escrito a mano el nombre de los muertos, y las fechas de nacimiento y de su muerte.

“Quiero saber quiénes son los culpables”, afirmó desde uno de los rincones del cementerio Wilca González, al clamar justicia por la muerte de su esposo.

González, de 36 años, indicó que a pesar de que las autoridades garantizaron que harían una investigación hasta el momento no ha visto a nadie haciendo las pesquisas.

Al recordar la última vez que habló con su esposo, González dijo que él la llamó desde su celda, en medio del incendio, clamando por ayuda y le dijo: “No puedo respirar. Me estoy asfixiando”.

La mujer relató que logró identificar el cuerpo de su esposo, que tenía el rostro gravemente quemado, por una antigua lesión que tenía en el dedo anular izquierdo y sus dientes delanteros. “¿Cómo voy a poder olvidar a mi esposo quemado?, dijo González, que calificó el hecho como un “genocidio”.

Poco después llegó un grupo de niños que entre llantos acompañaron los restos de su padre hasta la tumba que fue cubierta de flores. Cerca de ellos estaba un hombre que intentaba aguantar el hedor del lugar tapándose la nariz con la parte delantera de su camisa.

Tras varios días de silencio, el gobierno venezolano se pronunció este viernes para solicitar al Ministerio Público que inicie una investigación para determinar las causas del siniestro y las eventuales responsabilidades, y criticó declaraciones que realizó la víspera sobre el caso la Oficina del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos alegando que fijó una posición “tendenciosa” sobre Venezuela sin requerir información oficial.

Venezuela Jail Riot 23163060

Los familiares llorando llegaron al cementerio central el viernes los ataúdes de muchas de las 68 víctimas que fueron asesinados en un incendio de la estación de policía para colocarlos en una tumba de masas recién excavada. AP

Asimismo, el gobierno anunció la creación de un equipo multidisciplinario, la activación de los protocolos para la protección de las familias afectadas y los lesionadas, y el otorgamiento de “medidas de reparación”.

A tres días de una de las mayores tragedias carcelarias ocurridas en el país sudamericano, las autoridades aún no han ofrecido un reporte sobre cómo sucedieron los hechos y posibles responsables.

Algunos relatos de los familiares de las víctimas sostienen que el incendio supuestamente habría sido provocado por guardias, mientras un activista de derechos humanos indicó que algunos presos lo ocasionaron al prenderle fuego a colchonetas para tratar de presionar un escape masivo.

El fiscal general Tarek William Saab anunció en la víspera que 68 personas perecieron en el hecho y que se designaron cuatro fiscales para investigar el caso.

Desde hace varios años las organizaciones humanitarias han venido alertando sobre la compleja situación de los centros policiales venezolanos donde se estima que están recluidos 32.600 personas y hay un hacinamiento de más de 450 %, según cálculos del Observatorio Venezolano de Prisiones.En 1994 se registró la mayor tragedia carcelaria cuando perecieron 108 reclusos en un incendio en una cárcel de la ciudad occidental de Maracaibo. (I)

Déjanos tu comentario

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: