El Gallito de Manatí falleció hoy en Puerto Rico

Puerto Rico.- José Miguel Class, “El Gallito de Manatí”, falleció este jueves, a sus 78 años, en el Hospital Auxilio Mutuo en Hato Rey.

Este querendón del pueblo puertorriqueño, que murió a las 6:19 de la mañana, fue ingresado al hospital hace más de dos meses para ser intervenido de corazón abierto, además de que había sufrido una fractura en un pie.

La familia del cantante había pedido a sus seguidores que oraran por su salud, ya que su cuadro clínico era crítico.

El artista fue recluido de emergencia, también, en agosto de 2014 por una fiebre alta, hablando incoherencias y no podía caminar. Además, iba a ser operado -en ese entonces- del ojo derecho. Para esa fecha, se encontraba en una lista de espera para el trasplante de un riñón.

En 2012, Class fue recluido en la unidad coronaria del Hospital Auxilio Mutuo tras sufrir un desfallecimiento que llevó a su esposa Donny Nazario a pensar que “se había muerto”.

Ese mismo año, Class enfrentaba un cuadro de salud delicado debido a un padecimiento diabético que había derivado en complicaciones renales.

“El Gallito de Manatí” nació el 26 de septiembre de 1938 y se crió cantando décimas en el barrio Pugnado en Manatí, según se desprende de la biografía que realizara la Fundación Nacional para la Cultura Popular, con sede en el Viejo San Juan.

A los nueve años, quedó huérfano de madre y junto a su padre se trasladó a San Juan, donde cursó estudios en la escuela Padre Rufo, mientras en sus ratos libres vendía el periódico El Imparcial y continuaba componiendo números jíbaros.

Fue con una décima de su inspiración titulada “El huerfanito” que logró presentarse en el programa “Tribuna del arte”, junto a Rafael Quiñones Vidal. Fue tan buena la acogida que seguió trabajando junto a Quiñones Vidal.

Durante la década del ’60, el carismático artista se convirtió en uno de los máximos vendedores de discos.

Class fue de los talentos más taquilleros en el circuito de teatros hispanos de Nueva York, Chicago y Nueva Jersey, mientras en Puerto Rico sus canciones se programaron con fuerza en WKBM y otras emisoras radiales.

Llegó el 1970 cuando Sylvia de Grasse le dio acceso en la pantalla televisiva, creando el espacio “Serenata moderna”.

Class, quien se distinguía por llevar su pelo largo, bigote y patillas, le cantaba a una joven del público que competía luego por el título de “Miss Serenata Moderna”.

Para esa época la oportunidad de incursionar en el cine le surgió en “Yo soy el gallo”.

A finales de la década del 70, José Miguel regresó a la pantalla chica con su programa “Yo soy el gallo” por el Canal 11, que se mantuvo por nueve años.

“El Gallito de Manatí” cambió en los años ’80 la pantalla chica por las ondas radiales y se dedicó a su programa en la emisora La Fabulosa de Juncos, seguido por otro en Radio Voz (“Alegrando la mañana con José Miguel”), donde estuvo por más de cinco años.

Class se integró en 1991 a la agrupación de merengue Conjunto Quisqueya, grabando el disco “Quisqueya presenta a ‘El Gallo’, sello de calidad”, logrando pegar el tema “Si tú me llegas a fallar”.

Con el inolvidable Tavín Pumarejo realizó en las postrimerías de los ’90 la exitosa producción “Los gagos parranderos”, promoviendo el sencillo “Vamos a celebrar”.

En 1999, José Miguel Class presentó su producción número 139, “Clássico”, compuesta de 10 temas románticos.

El intérprete manifestó en una ocasión que uno de sus grandes amigos fue el inolvidable locutor Mariano Artau, porque le dio la mano en su carrera.

En el 2000, varias personalidades se unieron para rendirle un homenaje por su 50 aniversario en la música.

Al momento, no se han ofrecido detalles de las exequias, aunque se dijo que sería cremado. El Vocero.

Déjanos tu comentario
Anuncios
Compartir

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: