Anuncios
Marques
Momento del incidente entre Rossi y Márquez. (EFE)

Rossi y Márquez, historia de un desencuentro

MALASIA.-Tras más de dos años de aquel incidente en Sepang entre Marc Márquez y Valentino Rossi, las aguas habían vuelto a su cauce. La relación de ambos había pasado de formal a cordial en las últimas semanas, compartiendo incluso sonrisas en el podio de Qatar, pero en Argentina el de Cervera avivó la llama de la discordia con una maniobra que dejó al italiano en la grava.

Después del incidente, lejos de apaciguar los ánimos, Rossi se encargó de avivar más el fuego y con unas duras palabras descartó cualquier posible reconciliación: “No quiero que se acerque a mí, que no me mire a la cara”.

Las nubes negras en Termas de Río Hondo no auguraban nada bueno y, mucho más allá de la escasa lluvia que cayó sobre el trazado, depararon un agrio enfrentamiento entre el piloto de Honda y el de Yamaha. Al catalán le salió todo mal en el segundo Gran Premio de la temporada y no supo lidiar con las adversidades.

“No quiero que se acerque a mí, que no me mire a la cara”

Valentino Rossi

A Márquez se le paró la moto justo antes de la salida por un fallo electrónico e incurrió en una infracción tras conducir contra dirección. Una acción que le valió un drive trough. En su ansia por remontar casi tira al suelo a Aleix Espargaró, sin más consecuencias, y a falta de cuatro vueltas volvió a errar en sus cálculos para tirar al Dottore.

En ambos casos, el vigente campeón pidió perdón de inmediato pero el de Urbino no aceptó las disculpas. Incluso después de la carrera, Márquez, junto a Alberto Puig y Emili Alzamora, se dirigió al box de Yamaha pero ahí ni siquiera pasó de la puerta. El equipo de Rossi, quizá con razón, le negó la entrada.

Valentino Rossi tira a Marc Marquez - GP Sepang Malaysia

Valentino Rossi tira a Marc Marquez – GP Sepang Malaysia (mgp / mgp)

Unas imágenes que se asemejan bastante a la tensión entre ambos tras el incidente en el Gran Premio de Malasia de 2015, cuando fue Márquez el que acabó en el suelo por una polémica patada del italiano y pidió explicaciones. Sin embargo, Rossi, tras finalizar la carrera, acusó al catalán de exceso de agresividad.

Aquel capítulo no quedó zanjado en tierras asiáticas. Faltaban dos pruebas para la finalización del campeonato y únicamente Rossi y Lorenzo optaban al cetro mundial. En Valencia, en el último Gran Premio del curso, el mallorquín ganó la carrera por delante de Márquez y logró su tercer título de MotoGP.

Según Rossi, esa clasificación final estuvo adulterada por el de Cervera, que supuestamente se conformó con la segunda posición en Cheste para enterrar cualquier opción al título del nueve veces campeón del mundo. “Te lo dije Carmelo. Esto es vergonzoso”, le decía Rossi, con una sonrisa en la cara, al director de MotoGP, Carmelo Ezpeleta, en las bambalinas del podio de Valencia de hace tres años.

En el Gran Premio de Malasia de 2015 fue Márquez el que acabó en el suelo por una polémica patada Rossi

Valentino Rossi

La teoría del transalpino se fue apagando con el tiempo, pero Rossi nunca la olvidó y en Argentina, cargado de razones por lo errores de Márquez en pista, formó parte de su discurso para atacar al de Honda. “En 2015 ya me hizo perder un Mundial. No tiene respeto por los rivales”, aseguró el transalpino tras la carrera de Argentina.

Los meses posteriores a su primer desencuentro en Sepang se convirtieron en un calvario para Márquez, que recibió insultos allí donde iba por parte de todos los simpatizantes de Rossi e incluso tuvo que lidiar en su propia casa con la aparición inesperada de unos periodistas italianos, llegando incluso a las manos.

Marc Márquez y su Honda

Marc Márquez y su Honda (Juan Mabromata / AFP)

Lejos quedan aquellos años cuando un joven Márquez idolatraba a Rossi, mientras que el italiano designaba al catalán como uno de sus sucesores. Por aquel entonces, el de Yamaha corría al muro para presenciar las primeras hazañas de Marc en cilindradas inferiores, con el mismo pilotaje agresivo que ahora. Una costumbre que Rossi sigue haciendo con los pilotos de Moto3.

Por aquel entonces, ambos llevaron su amigable relación más allá de la pista, compartiendo invitaciones para disfrutar del dirt track o pasando tiempo juntos en el rancho que Rossi tiene en Tavulia. Como dice la canción, cualquier tiempo pasado fue mejor y, por la reacción de los dos pilotos tras el Gran Premio de Argentina, la futura relación entre ambos puede ir a peor.

Déjanos tu comentario
Anuncios
Compartir

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: