Los Mets regresan a casa con las manos vacias

NUEVA YORK – Si los Mets de Nueva York han de reaccionar en esta Serie Mundial, tendrán que hacerlo ante su público en el Citi Field. El apoyo de los aficionados vestidos de azul y anaranjado en Queens representa una luz de esperanza para la tropa de Terry Collins.

“Tendremos nuestra fanaticada con nosotros ahora y eso les brinda mucha energía a nuestros muchachos”, dijo el dirigente Collins al regresar a Nueva York desde Kansas City, donde los Mets perdieron los primeros dos choques de este Clásico de Otoño. “Estamos abajo pero no estamos descartados.

“Hemos luchado tantas veces este año y éste es simplemente otro reto que tendremos que superar. Y los hemos superado todos hasta ahora”.

En cuanto a la ventaja de la casa se refiere, los Metropolitanos tuvieron récord de 49-32 como local durante la campaña regular. En las primeras dos rondas de los playoffs, ganaron tres de los cuatro encuentros celebrados en el Citi Field ante los Dodgers y los Cachorros.

“Nuestro fanáticos son bien fuertes y duros”, comentó Collins. “Eso inspira a nuestros muchachos. Estamos contentos de estar de regreso aquí”.

Con una sola carrera anotada en los últimos 15 innings de la serie, los Mets buscarán un impulso con el madero temprano en el Juego 3 del viernes para aumentar aun más el entusiasmo de su público.

“Sabemos que somos buen equipo. Estamos jugando en la Serie Mundial”, dijo el capitán de los Mets, David Wright, quien lleva de 11-2 en la serie. “No se nos tiene que recordar que somos buen equipo”.

Por supuesto, la historia no favorece a los neoyorquinos. De las 78 series al mejor de siete en la historia que han iniciado con 2-0 a favor de uno de los equipos, la escuadra con dicha ventaja ha salido airosa 65 veces (83.3%). Y en la Serie Mundial, la última vez que un grupo empezó con 0-2 y reaccionó para coronarse campeón fue 1996, cuando los Yankees lo lograron ante los Bravos.
Curiosamente, los Mets de 1986 fueron uno de esos 13 equipos que remontaron y ganaron luego de estar abajo 0-2 en una serie 7-4, precisamente en la Serie Mundial contra los Medias Rojas.

Es esa clase de resistencia de la que necesitarán los Mets del 2015 para mantenerse con la esperanza de celebrar con champán el final de esta temporada.
“Uno de los motivos del tanto éxito del equipo este año ha sido la capacidad de manejar (la adversidad), superarla y ganar algunos juegos”, dijo el derecho Noah Syndergaard, quien abrirá el crucial Juego 3 por los Mets.

De su parte, Collins cree que podría ser crucial la confianza fomentada por las victorias bajo presión en la recta final de la campaña regular y las primeras dos rondas de los playoffs.

“Podemos hacer eso. Lo hemos hecho. Lo continuamos haciendo”, dijo el piloto. “Si no has remontado al final de los juegos contra un buen pitcheo, a veces no crees que puedas hacerlo. Pero cuando sabes que lo has hecho y lo has hecho ante un buen pitcheo, sigues con confianza. Y esa confianza puede ser peligrosa.

“Ahora es cuestión de trasladarla (al terreno). Si crees que puedes ganar, eso ayuda”. Autor: David Venn / LasMayores.com

Deja un comentario
Anuncios
Compartir

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: