Granjas Peces
Exportación. Las granjas de tilapia exportan cantidades significativas de filetes frescos hacia EE.UU. 2010

La Piscicultura en RD, se encuentra estancada, ante altos precios de los alimentos para la producción de peces

SANTIAGO, RD.-Una dieta sana, es una dieta equilibrada, que aporta la cantidad de calorías adecuadas al consumo energético de la persona, según su edad, actividad física y salud, basada en una variedad de alimentos.

El pescado debe estar presente en la dieta, en varias raciones a la semana, ya que contiene Omega 3, importante para el desarrollo del cerebro, sobretodo en la niñez.

Un japonés come pescado 14 veces a la semana, un alemán siete veces, ósea todos los días, un norteamericano tres veces por semana, en cambio un dominicano de barrio lo consume una vez al mes, debido a sus altos precios.

La piscicultura en RD despierta con la ayuda de Taiwán

Desde hace varios años en la República Dominicana se habla mucho del potencial acuícola.

Los pocos productores que quedan activos han permanecido en este subsector sobre la base de sus esfuerzos económicos. La falta de financiamiento, una variable común en las actividades que aún no representan grandes proyectos de producción, la cual es casi nula.

El Instituto Dominicano de Investigaciones Agropecuarias y Forestales (IDIAF) ha estado al frente de importantes iniciativas para mejorar la producción de mariscos y peces, especialmente hacia el sector turístico, que recibe anualmente cerca de cuatro millones de visitantes.

Las estimaciones establecen que República Dominicana importa entre 30 y 35 mil toneladas de pescados y mariscos, lo que representa cerca de US$80 millones.

Localmente se producen alrededor de 14 mil toneladas, tanto de pesca de captura como de acuicultura, que es aquella que se produce en estanques y jaulas.

Entre las limitantes del desarrollo acuícola, citan fuentes oficiales, están las dificultades para conseguir financiamiento, los altos precios de los alimentos y la baja calidad de los mismos, el manejo deficiente de las explotaciones a nivel técnico y administrativo, desinformación general entre los productores, falta de capacitación y asistencia técnica y administrativa, así como la degeneración genética de las especies en cultivo.

Taiwán ha sido el país que más ha aportado al desarrollo de la acuicultura en República Dominicana. Sus aportes están por doquier.

Proyecto de producción Bio peces

Desde hace dos años en el  municipio de Navarrete, perteneciente a la provincia de Santiago, detrás de la hidroeléctrica, opera el proyecto modelo de la crianzas de Tilapias Ni lotica, originaria del Río Nilo en granjas, las cuales operan bajo la dirección del dirigente campesino, Basilio Polanco.

Actualmente, Polanco cuenta con 41 lagunas de Tilapias, que tienen una capacidad para 600 mil unidades, las que se alimentan del canal Ulises Francisco Espaillat. Cosecha entre 48 mil peces cada seis meses, todos para el consumo local.

Estanque

En ellas laboran nueve empleados directo y al menos 70 personas se benefician de manera indirecta, con la venta de este producto alimenticio.

Lo primero que se hace para la reproducción de Tilapias, es sácales los huevos a las hembras, que se incuban durante tres días, se liberan, y después de seis meses se ponen a la venta hasta ponerse de una libra.

Tilapias

Sus precios varían:, en granjas cuentas 60 pesos la unidad, para que la población de escasos recursos económicos pueda consumir pescados a bajo precios, de acuerdo al propio Basilio Polanco.

Pero, no solo de agua viven los peces, sino que necesitan un alimento, llamado Purina que es exportado desde el Ecuador por tres empresas dominicanas, cuyos dueños tienen influencia en el gobierno.

Un saco de alimento iniciador le cuesta a los productores $2,100 pesos, uno para el crecimiento $1,800, mientras que de engorde cuesta le sale a $1,600 pesos., a pesar de que un contenedor a los empresarios le sale entre 8 mil dólares y trae entre 800 y 1000 mil sacos, en simple números matemáticos, quiere decir que se ganan el triple.

Alimento Peces

Estuvimos investigando y ese mismo alimento se cotiza en Ecuador entre 10 y 12 dólares el saco; sin lugar a dudas este constituye un negocio redondo, pero solo para estos tres empresarios agraciados y que cuentan  con influencias palaciegas. Una de esas empresas es Agrifi, propiedad de Richard Lecler, de origen chileno, los demás nombres se mantienen como secreto de estado, no figuran por parte alguna.

Soporte económico del proyecto Bio peces

Este proyecto piscícola cuenta con la asesoría de dos biólogos de la embajada de Taiwán, y un préstamo de $ 4.5 millones  por parte de la banca solidaria, que otorga el gobierno dominicano, tras las  visitas ‘’sorpresas’’ por parte del presidente Danilo Medina, de los cuales ya su director Ejecutivo Basilio Polanco ha realizado dos pago de 200 mil pesos por dicho financiamiento.

“La misión de Taiwan que nos visita con frecuencia, nos ha manifestado, que este proyecto, de los que el gobierno dominicano financia, con las llamadas visitas “sorpresas”, es de los poco que tiene futuro a largo plazo, porque mi interés no es mercantil, sino ayudar a los más necesitados, que se traduce en seguridad alimentaria y empleos a muchas personas”, expresó el dirigente comunitario.

Beneficios de colocar pescado en la dieta

El pescado aporta proteínas, más que la carne roja e incluso puede ser mejor digerida que ésta,  por sus grasas polinsaturadas y también por tener menos  tejido fibroso lo que facilita su descomposición y digestión.

Contiene pocos hidratos de carbono, pero, tiene una gran cantidad de minerales, fósforo, calcio, yodo, flúor y hierro y vitaminas, A, D, E y del grupo B, éstas, junto con el hierro, se encuentran en mayor proporción cuanto más graso es el pescado, pero su grasa es cardiosaludables al contrario de las carnes rojas.

La ingesta de pescados cuya espina también se come, como es el caso de especies pequeñas o enlatadas (sardinas, anchoas…), proporciona calcio, mineral que se acumula en los esqueletos de los animales.

Está demostrado que el pescado beneficia al corazón, haciendo que la sangre no soporte una coagulación anormal que pueda producir un ataque al corazón, atribuible a las grasas omega 3 que contiene.

Aporta potasio y tiene poco sodio, por ello mejorara la tensión arterial.

Reduce el colesterol en la sangre. Una dieta rica en aceite de salmón reduce un 20% el colesterol  y el nivel de triglicéridos se reduce casi a la mitad.

Según su contenido graso se clasifican en:

  • Blanco, con menos de un 2% de grasa.
  • Azul o graso, con  más de un 5% de grasa.

Pescados blancos, son:

  • Rodaballo
  • Lubina
  • Merluza.
  • Bacalao
  • Lenguado
  • Rape

Pescados azules son:

  • Sardina
  • Pez espada.
  • Salmón
  • Trucha

Podemos distinguir el pescado azul del blanco por su aleta caudal, que en el primero tiene forma de V, mientras que en el blanco es redondeada.

Tanto el pescado, como los moluscos y los crustáceos, almacenan  minerales o contaminantes y pueden padecer parasitosis que son un riesgo para el que los coma, algunos de estos elementos son:

  • Biotinas
  • Anisakis, parásito de pescados y crustáceos de aguas marinas.
  • Metales pesados (mercurio, cadmio, plomo entre otros). Proceden de los vertidos naturales o por contaminación medioambiental e industrial a los mares a través de la lluvia, rías, o vertidos directos.
  • Las dioxinas y los policlorados bifenilos son contaminantes producidos por los procesos de combustión.

Las concentraciones en los pescados son muy bajas y no suponen un grave riesgo, salvo en contaminaciones muy específicas en la que puede ser necesario restringir la pesca o cultivo marino.

Prevenir enfermedades comiendo Pescado

El bocio es una enfermedad que se identifica por un crecimiento anormal de la glándula tiroides, causada por una falta de yodo en la alimentación. La tiroides fabrica dos hormonas, la tiroxina y la triyodotironina y para la síntesis de ambas necesitamos el yodo.

El pescado y el marisco son una buena fuente para aumentar la ingesta de yodo en determinadas zonas. Están recomendados en las regiones donde hay bocio endémico, zonas en las que las aguas y los suelos son deficientes en yodo y, por ello los alimentos que consiguen  de sus terrenos también.

El yodo es importante en el embarazo y la niñez. Su carencia puede afectar al desarrollo y crecimiento del bebé. En el embarazo, el yodo es necesario para el buen funcionamiento de las hormonas tiroideas que intervienen en el crecimiento del feto y el desarrollo de su cerebro, entre otras funciones. Por eso en las zonas donde falta yodo, o en las etapas de mayor requerimiento del mismo, además de comer pescado y marisco, tienen que sustituir la sal común por sal yodada, para compensar ese déficit.

Deja un comentario
Anuncios
Compartir

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: